Villa Iris: Un tranquilo pueblo bonaerense que tomó las calles pidiendo expulsar a un asesino

Publicado el: 23 de julio de 2018 | Por:

Foto: La Nueva

Por primera vez en la historia, los vecinos ya hicieron tres marchas. Repudiaron la presencia de Gustavo “Lagarto” Ravainera, condenado por el crimen de Horacio Iglesia y Victoria Chiaradía, ocurrido en 2000. Piden que se revoque el beneficio de la prisión domiciliaria.

El condenado llegó a la localidad luego de que el juez Claudio Brun le otorgara el beneficio de la prisión domiciliaria por cuestiones vinculadas a su salud —según los peritos, está en la fase terminal de una enfermedad oncológica— y se instaló en la casa de su hermana, quien no es oriunda del pueblo, sino que llegó hace más de 10 años desde Coronel Suárez.

La convulsión fue inmediata. El repudio se hizo sentir en las redes sociales. Circularon los comentarios en contra, expresiones de temor, bronca y desconsuelo.

Muchos confesaron el terror que les causaba tener a un personaje de estas características cerca de sus hijos y nietos, ya que vive a 200 metros de un jardín y a 250 metros de la escuela primaria. Los sentimientos negativos fueron creciendo hasta que los vecinos decidieron unirse para hacer algo inédito: marchar para pedir que se revoque el beneficio y el asesino vuelva a estar tras las rejas.

“Nunca en la historia del pueblo tuvimos una marcha, y ya van tres. Estamos consternados”, dijo el delegado comunal, Aníbal Haritchabalet, nacido y criado en Villa Iris, y con 34 años de trabajo en la comuna.

La convulsión fue inmediata. El repudio se hizo sentir en las redes sociales. Circularon los comentarios en contra, expresiones de temor, bronca y desconsuelo.

Muchos confesaron el terror que les causaba tener a un personaje de estas características cerca de sus hijos y nietos, ya que vive a 200 metros de un jardín y a 250 metros de la escuela primaria. Los sentimientos negativos fueron creciendo hasta que los vecinos decidieron unirse para hacer algo inédito: marchar para pedir que se revoque el beneficio y el asesino vuelva a estar tras las rejas.

“Nunca en la historia del pueblo tuvimos una marcha, y ya van tres. Estamos consternados”, dijo el delegado comunal, Aníbal Haritchabalet, nacido y criado en Villa Iris, y con 34 años de trabajo en la comuna.

“No estamos acostumbrados a esto. Reclamamos para que se vaya este asesino. Las familias de las víctimas van a apelar y tengo fe de que vuelva a la cárcel”, expresó.

Las marchas ocurrieron el miércoles, jueves y en la víspera. La gente caminó bajo la lluvia con carteles, en una postal inimaginable para un terruño de paz inalterable.

Lisandro Koller, presidente del Concejo Deliberante, contó que desde el cuerpo tomaron conocimiento del caso cuando Ravainera ya estaba instalado en la localidad. “Automáticamente, el asesor letrado del municipio, junto con el intendente, se comunicaron con el juez de la causa”, afirmó.

“Les dijo había hecho todo el procedimiento a través de la Ley de Ejecución Penal y, debido a la enfermedad terminal que padece el condenado, debía ser trasladado a un domicilio particular. Y tenía asentado el domicilio de la hermana en Villa Iris”, comentó Koller.

Otro problema se generaría en caso de que el condenado tuviera que ser atendido en el hospital local. “A partir de su enfermedad (de Ravainera), somos conscientes de que el Hospital Municipal no cubriría las expectativas si él  tuviera una recaída y requeriría custodia interna y externa para trasladarse. Esa custodia afectaría a nuestro personal policial”, manifestó.

El petitorio

La gente escribió una carta dirigida a Koller, con copia al juez Brun. “Todavía no llegó al Concejo, pero le daremos tratamiento. Pediremos un informe y lo que podemos hacer es una resolución manifestando el descontento popular para que el juez revea la decisión”, dijo Koller.

Señaló que los ediles acompañan a los vecinos en este momento difícil ante una situación atípica para un poblado tan sereno del interior. “Nuestro rol es estar cerca de ellos, llevarles la paz y tranquilidad y tratar de buscar todas las alternativas posibles para que el juez revea la situación”, indicó.

Fuente: La Nueva

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.