Viedma: quiso evitar que golpeen a una mujer y terminó siendo atacada en un local gastronómico

Los trabajadores de seguridad no se quisieron identificar con la amiga de la mujer agredida.

Una mujer que intentó evitar que trabajadores de seguridad saquen de manera violenta a otra dama en una conocida confitería de Viedma terminó siendo agredida por la presunta dueña del lugar. Radicó la denuncia e hizo público el caso que generó que aparezcan más mujeres que también dicen haber sido violentadas.  

La denuncia penal y pública fue realizada por Carolina Fernández, comunicadora de la Comarca Viedma y Patagones quien dio a conocer la violenta secuencia que vivió en la noche del domingo cuando se encontraba junto a unos amigos y quiso intervenir para que el personal de seguridad no lastime a una mujer que pretendían sacar del lugar.

Todo sucedió en el local Joker, ubicado en Saavedra y Avenida Villarino de Viedma, cuando en la madrugada del lunes, alrededor de las 2 personal de seguridad intentaba sacar del interior del lugar a una mujer de unos 40 años aproximadamente. “Lo hacían de muy mala manera, en forma violenta empujándola cuando la chica decía que no había hecho nada y que se había acercado a la barra a pedir hielo”, contó Fernández en la denuncia acercada a este medio.

La mujer denunciante intentó detener la situación de violencia hablando con el dueño del local que se encontraba en el interior al lado de la barra, pero al manifestarle si podía interceder para que dejen de violentar a esa mujer, otra mujer sale de atrás de la barra insultándola primero para comenzar a agredirla después.

“Qué te metes hija de puta, te voy a cagar a trompadas”, escuchó Fernández de la boca de la mujer que después la tomó de los pelos y llevó hasta la mitad del salón donde pidió a los de seguridad que la saquen del lugar.

La denunciante advirtió que toda la situación de violencia para con las dos mujeres se dio delante de un policía uniformado que nada hizo para evitar que se detengan las agresiones, solo intervino cuando la amiga de Fernández pidió al personal de seguridad que se identifiquen y ahí se acercó para retirarla gentilmente del comercio.

La denuncia cuenta con un respaldo de fotos y vídeos de todos los protagonistas de la violenta madrugada del lunes y también estén identificadas las personas que la agredieron. Ahora, tras hacer público lo sucedido espera que la municipalidad actué en consecuencia y clausure el lugar, ya que no sería la primera mujer que vivió una situación de esas características.

2 comentarios en «Viedma: quiso evitar que golpeen a una mujer y terminó siendo atacada en un local gastronómico»

  1. A esa chica no le da la cabeza para trabajar ahí claramente! Y el dueño un asco de persona , ojalá cierren todo al carajo, pura mafia ……

Los comentarios están cerrados.