Juicio por corrupción de menores: Uno de los testimonios podría comprometer a Bernardi

Publicado el: 24 de febrero de 2017 | Por:

La cuarta audiencia del juicio por corrupción de menores se concretó con ocho testimonios de los cuales cuatros volvieron a dejar asentado la vinculación que hacía que las jóvenes se prostituyeran en encuentros programados y pautados por teléfonos.

 

En la audiencia de este jueves, declararon tres amigas de la víctima, una de ellas actualmente detenida y otra manifestó no tener contacto actualmente con ella. Además se escuchó a dos operadoras que trabajabana en el CAINA en el momento del hecho, otra operadora que trabajaba en el Ministerio de Desarrollo Social y una encargada de acompañamiento de adolescentes en un programa de fortalecimiento familiar. También declaró la pareja la de víctima quien actualmente está detenido. Por último, se incoporó por lectura el testimonio de la pareja del imputado Bernardi.

 

“Se relacionaba con C—— para ejercer la prostitución”

La declaración de Karina, Coordinadora del Programa de Fortalecimiento Familiar apuntaló sobre la relación de una de las víctimas de corrupción de menores con otra joven que al parecer la inducía a prostituirse.

El lazo era para prostituirse y generar sus propios recursos a través del consumo de quienes las convocaban por teléfono coordinando encuentros que se proyectaban en asados y aparente consumo de drogas, todo un escenario que le abría las puertas a la prostitución de las menores.

La Coordinadora acompañó a S—– en su tratamiento por las adicciones y en ese contexto, la menor le contó que se relacionaba con C—— para ejercer la prostitución con hombres que pagaban por consumir sus cuerpos a través del sexo.

“Ella no advertía los peligros de con quién se juntaba, entonces a partir de la reflexión con el equipo que la acompañaba ella iba advirtiendo estas situaciones e intentando buscar un cambio en su tratamiento”, refirió Karina en el juicio.

La menor S le contaba que eran asiduas a concurrir ese lugar (Chacra) que era donde se facilitaban las situaciones, de consumo más que nada, según detalló en su testimonio.

 

 

Mensajes y llamadas pidiendo por encuentros sexuales  

Luciano fue otro de los testigos del día y es pareja de una de las jóvenes muy nombradas en el juicio. El joven intentó por todos los medios sacarla del ambiente de prostitución al que C—— se exponía habitualmente.

“Andaba haciendo las cosas mal, ejerciendo la prostitución como todos saben”, refirió Luciano quien contó cómo se conoció con C——. “Salí de un centro de rehabilitación y cuando la conocí no me dijo en qué andaba, al tiempo me empecé a dar cuenta en qué andaba porque de sus celulaes veía mensajes, conversaciones y llamadas de personas que les pagaban a sus amigas para tener relaciones”, refirió Luciano.

“Yo me daba cuenta cuando le sacaba los celulares y veía los mensajes”, refirió y contó que de Antueque sabía que era amigo de C—— y vio imágenes en el Facebook donde Antueque estaba tomando un vino con varias chicas.

Ante la pregunta del fiscal si C—– le contaba con quien se prostituí o si vio nombres de hombres en alguno de los mensajes, Luciano contó que vio el nombre del suspendido juez en un mensaje donde la invitaba a comer un asado. “Yo la seguí ahí y fueron en taxi hasta el puente de la entrada a El Cóndor y ahí paró una camioneta negra con vidrios polarizados y se subieron sus amigas y ella y fueron para la chacra”, detalló la pareja de C——.

Luciano contó que la notaba triste a su pareja que estaba embarazada. En ese contexto le empezó a hacer peguntas y la joven le habría manifestado tener miedo. También le preguntó cómo era la casa de Bernardi y la joven respondió que tenía muchos cuadros. Todo eso estaba siendo grabado por el joven que presentó ese material a la justicia.

“Vamos a comer un asado a la casa de Bernardi, él paga todo y yo es pago el taxi para que después se vuelvan”, le habría escrito en un mensaje el Chaka Antueque a C——.

 

Luciano también contó sobre una serie de atentados que sufrió. Escuche el relató completo en el vídeo del canal de youtube El Delitómetro.

 

 

 

“Tenía una relación con él y se le pagaba con plata, ropa o zapatillas”

Natalia dijo conocer a Antueque y C—–. Mantuvo una buena relación el Chaka hasta que terminaron peleados. “Cuando yo caí en cana por ahí me llamaba borracho y me decía un montón de cosas”, detalló sobre Antueque quien la llamaba a cualquier hora de la madrugada.

Refirió que sabía de Antueque que trabajaba para Bernardi en una chacra donde se juntaba con la Negri (C——) a quien también dijo conocer y saber que ejercía la prostitución.

Contó que también habló con la Negri quien le dijo que tenía una relación con él y se le pagaba con plata, ropa o zapatillas.

“Lo único que sé es que trabajaban, que ejercían la prostitución”, aseguró Natalia a las preguntas del fiscal y abogados defensores.

La testigo decía recordar muy poco de todo lo que se le preguntó por parte de la Fiscalía y dijo haber recibido la visita del Fiscal Juan Puntel en enero del 2014 cuando llegó a la Alcaidia detenida.

 

 

“Puedo jurar que nunca estuvo con las chicas”

Antonella dijo ser amiga de Antueque y supo que en el año 2014 trabajaba para Bernardi. También dijo ser amiga de C—–.

Antonella también contó que acompaño a Antueque a la casa de Bernardi en Viedma porque tenía que ir a cobrar y aclaró que C—– nunca le contó si mantuvo relaciones sexuales con los acusados.

La misma pregunta se la formulo el abogado de Julio Antueque, respecto a si había mantenido relaciones sexuales con alguna de las chicas. “Puedo jurar que no, que nunca estuvo porque las veces que nos hemos juntado he estado yo, me he quedado a dormir y me ha dado lugar cuando no he tenido dónde ir”, refirió Antonella.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.