Segunda jornada del juicio por el homicidio de Claudia Segura en General Roca

Publicado el: 8 de marzo de 2018 | Por:

Se llevó a cabo la segunda jornada del juicio por el “homicidio simple con dolo eventual”, del cual resultara víctima Claudia Segura en enero de 2017. El fiscal jefe Andrés Nelli lleva adelante la acusación y se escucharon cuatro testimonios más.

Frente al Tribunal presidido por Daniel Tobares acompañado de Alejandro Pellizón y Emilio Stadler, declaró una mujer que pasaba por el lugar y frenó, también prestó su testimonio la empleada doméstica del imputado, luego fue el turno de una de los conductoras que venía en la misma dirección y fue traspasada por el acusado minutos antes del accidente ,y finalmente la dueña del comercio del barrio.

El hecho tal como fue elevado a juicio “ocurrió en Roca el día 17 de enero de 2017, alrededor de las 11:29 de la mañana, en la Avenida Viterbori, entre Lago Mascardi y Lago Nahuel Huapi, aproximadamente a 220 metros del extremo norte del denominado ‘Paseo del Bicentenario’. En tales circunstancias de tiempo y lugar, el imputado conducía un vehículo Volkswagen Vento, por Viterbori de sur a norte, a una velocidad que excedía groseramente la reglamentaria permitida. En el lugar señalado efectuó una maniobra temeraria, alocada e incontrolable, y previo superar a dos vehículos que lo precedían, embistió desde atrás a la motocicleta marca Guerrero, 110 cc., que circulaba en el mismo sentido, en la que se movilizaba Claudia Corina Segura, quien a consecuencia de la colisión perdió la vida en forma instantánea. Teniendo en cuenta que, por su condición de residente en ese sector de la ciudad, el hombre tenía conocimiento del intenso tránsito de vehículos, motocicletas, ciclistas y peatones que por allí circulan, necesariamente tuvo que representarse como posible el resultado producido, no obstante lo cual actuó con indiferencia y tomó a su cargo lo que podía ocurrir, acometiendo la acción no por simple ligereza o con la confianza de poder evitar el resultado representado, sino en un estado anímico delictivamente reprochable; es decir, actuó con dolo eventual porque aún sin intención directa o indirecta de delinquir, fue consciente del riesgo. Lo asumió y la evitación del resultado le fue indiferente. Una vez detenido el vehículo -ya sobre el inicio del Paseo del Bicentenario-, el señor se bajó del rodado e intentó alejarse del lugar a bordo de otro vehículo, actitud que le fue impedida por personas que se habían acercado hasta que efectivos policiales procedieron a su detención”.

La próxima jornada será hoy a las 17:00 en la Sala 4 de Ciudad Judicial de General Roca.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.