Niegan morigeración de pena a Fabricio Colman

Publicado el: 18 de septiembre de 2017 | Por:

A través de una fundamentación basada en tres ítems, el abogado de Fabricio Colman, Cirilo Bustamante pidió la morigeración de la pena a través de una audiencia de impugnación. Desde el Ministerio Público Fiscal rechazaron esa posibilidad y el juez de la audiencia adhirió al planteo de la fiscalía.

El abogado Cirilo Bustamante precisó que “se ha pedido una morigeración en el sentido de que mi defendido está soportando una prisión domiciliaria y pueda tener un seguimiento de GPS en igualdad de condiciones que el resto de los imputados salvo el señor Becerra”, resaltó.

El abogado precisó que “teniendo en cuenta que los elementos que recae sobre los imputados en esta causa no parecen ser de demasiado peso. No creemos que haya grandes posibilidades de que recaiga una condena, pero aun así la pulsera de seguimiento de GPS aseguraría la comparecencia de mí defendido en un eventual juicio”.

“Tenemos el largo tiempo que ha transcurrido desde la aplicación de la prisión preventiva y el hecho de que la Ley Orgánica del Poder Judicial, ni el Código Procesal Penal nuevo prevén que el computo de ese plazo de un año del 114 tenga que reiniciarse con la vigencia de un nuevo cogido, no lo prevé ninguna ley expresa y es una interpretación en perjuicio del imputado pensar que porque hay un nuevo código ese plazo se tiene que contar a partir del 1 de agosto. No lo dice ninguna norma”, precisó Bustamante en el primer punto.

En el segundo planteo se refirió a la posibilidad técnica de seguimiento a través de la pulsera de GPS.

Sobre el tercer punto mencionó el sustento de la persona. “Tenemos personas mayores de edad sin posibilidades de trabajar y que están a cargo de una madre de 64 años que está manteniendo a sus hijos. Todos esos verbos hacen a la gravedad de la medida que está soportando mi defendido”, argumentó Bustamante. (Ver vídeo)

El Fiscal Peralta explicó sobre el primer pedido de la defensa de Colman en cuanto a la morigeración de la pena cuando el Ministerio Público pidió una audiencia al juez de garantías porque habían recibido dos advertencias que daban cuenta que el imputado Colman se habría ausentado de su domicilio. Ese informe decía que se había alejado a la calle Islas Malvinas en dos oportunidades en un lapso de 8 minutos, lo que daba cuenta en un incumplimiento de las pautas al momento de morigerarle la prisión preventiva”, remarcó Peralta.

El Fiscal también recordó que Colman estuvo detenido en el Complejo Penal de Viedma y que en una requisa se le encontró un crique y fue trasladado a Roca. “Evaluando todos esos elementos y con la oposición de la Fiscal Soly el juez de garantías excarceló al imputado con prisión preventiva domiciliaria con GPS. Esa media se dispuso el 7 de julio de 2017, o sea que hace un mes y medio y en ese tiempo hemos tenido estos dos informes de incumplimiento que se habría ido del domicilio donde debe quedarse, por lo cual la fiscalía solicitó la audiencia para que se la haga una advertencia”, puntualizó.

Respecto al plazo Peralta dijo que “la ley es clara, el código empieza a regir desde el 1 de agosto y todos los plazos que en ese código se contienen. Sino todas las prisiones preventivas que venían con el código y que al primero de agosto hubiese transcurrido más de un año deberían haber caído y no fue así, lo cual tampoco resulta sostenible. Las prisiones preventivas que venían con el código viejo siguen con el código viejo o eventualmente a partir de la vigencia del nuevo código se le empiece a contar el plazo de un año, siempre y cuando entre los dos no superen el plazo máximo que tenía el código viejo de tres años”, ilustró el fiscal.

El Representante del Ministerio Público Fiscal entendió que no está vencido el plazo de la prisión preventiva o medida cautelar y también entendió que se debe mantener la prisión domiciliaria.

El propio Colman ante la pregunta del juez Bustamante si tenía algo para decir refirió que “simplemente es tener algún método de ingreso monetario, tengo que sostener a mi familia, tengo dos hijas y mi madre, una posibilidad, nada más”, refirió.

Tras un cuarto intermedio de 15 minutos, el juez Guillermo Bustamante rechazó el planteo formulado por la defensa de Fabricio Colman y ordenó al juez y fiscal a que determinen cuál va a ser el plazo de vigencia de la medida cautelar de prisión domiciliaria que se ha impuesto a Fabricio Colman.

También exhortó a que “en un plazo razonable y prontamente se adopten las medidas tendientes a darle final a este proceso que ya lleva más de dos años de vigencia”, refirió el juez de la audiencia.

Vea el vídeo de la audiencia donde se explican los fundamentos

 

 

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.