Causa por abuso: Madre teme por re vinculación de padre e hijo tras cumplir pena en suspenso

Publicado el: 24 de mayo de 2019 | Por:

Una causa judicial en la cual se investiga el presunto abuso de un niño genera desconcierto en la madre del menor porque desde fiscalía sugieren el juicio abreviado para asegurar que el acusado confiese a cambio de tres años de prisión en suspenso.  El temor es qué sucederá una vez que se cumpla la pena de tres años en suspenso si es que se llega a dar el acuerdo abreviado.

Desconcierto y miedo es lo que tiene la mamá de un niño de 6 años víctima de una causa por “abuso sexual simple agravado por el vínculo y corrupción de menores agravadas por el vínculo”, ya que de prosperar lo solicitado por el fiscal tres años de prisión en suspenso sería lo que recibiría el padre del menor junto al tío abuelo del niño quien también está acusado.

El encuadre judicial de esta causa comenzó en octubre de 2017 luego de una denuncia realizada por la mamá del niño al notar que su hijo estaba raro y le había manifestado que no quería ir con su papá a quien visitaba regularmente dentro de un régimen de visitas establecido previamente entre la pareja ya separada.

Tras la denuncia penal radicada en Comisaría se llegó a una instancia judicial en la cual hubo cámara gesell para con el niño, pero por falta de pruebas se determinó el sobreseimiento del acusado.

En el mes de octubre, la madre refirió que el pequeño volvió a tener ataques como de pánico y que no quería ir con su padre manifestando su negativa a través de escándalos y berrinches llegando a tener pesadillas.

En abril de 2017, el niño le contó sobre la situación de abuso a una maestra de su jardín, por lo que se inicia un acta y se convoca a la madre para plantearle el tema. El niño habría manifestado ser testigos de relaciones entre su papá y el tío del progenitor que se daban en una chacra de la zona.

Finalmente, en base a un informe psicológico de una profesional que atendió al niño la causa se reabrió siete meses después del sobreseimiento inicial. El informe de evaluación psicológica del niño daba datos al menos alarmantes que fueron tenidos en cuenta por la jueza Carolina Scoccia quien determinó la interrupción del régimen de visitas entre el niño y el padre de manera preventiva basándose en un informe del gabinete de psicólogos del Poder Judicial.

A fines del 2017 la causa se trasladó al ámbito penal donde se realizó otra cámara gessel de la cual participó por única vez la defensora de menores Patricia Arias. Según aseguró la mamá del niño fue la única vez que vio a la funcionaria judicial en la causa. El abogado de la madre solicitó una psicóloga como perito de parte.

“Yo no quería, me corría y perseguía como 20 veces” describió el niño en torno a lo supuestamente sucedido en la casa del papá y del tío de su padre donde también habrían sucedido situaciones de abuso. En base a detalles brindados por el niño se determinó la imputación del padre y del tío abuelo del niño.

Ahora, en el contexto del proceso judicial se debe realizar la audiencia de control de acusación, ya que en la audiencia de formulación de cargos desde fiscalía habían solicitado una pena que rondaría de 10 a 13 años, pero ahora, en base a un informe del forense del Poder Judicial se propondría la posibilidad de un juicio abreviado, según manifestaron al defensor de la parte damnificada quien pidió nuevas medidas.

La preocupación de la madre es que la pena que se solicitaría por el abreviado seria de tres años de prisión en suspenso más el cumplimiento de ciertas normas preestablecidas. La revinculación luego de cumplida esa pena es el temor mayor ya que el niño tendrá nueve cuando su papá pida volver a verlo.

A toda esta situación se le suma que por parte del padre no se estaría brindando el monto de dinero correspondiente a la manutención del niño desde enero de este año.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.